¿Y AHORA QUE VAN A MENTIR ?

Presidente del Colegio de Martilleros Marcelo Prato, Vicepresidente Miriam Pagani y Agente Remax pierden amparo de manera contundente contra el CPI

Una vez más la Justicia de Córdoba destruye con sólidos argumentos e irrefutables fundamentos, todas las mentiras y afirmaciones que dirigentes del Colegio de Martilleros vienen sosteniendo para seguir engañando a los profesionales, privándolos de tener una Matrícula Habilitante que les permita trabajar seguros y tranquilos en el Corretaje Inmobiliario.

Al fallo completo lo pueden descargar al final, pero aquí destacamos algunos fundamentos demoledores: 

  • La ley que regula la actividad inmobiliaria en la Provincia de Córdoba es la Ley 9445 que a su vez es absolutamente constitucional
  • La ley 9445 derogó a la Ley 7191, respecto al corretaje inmobiliario.
  • Afirma que toda persona que ejerza como Corredor Público Inmobiliario, SIN MATRICULA CPI, es considerado “ILEGAL”.
  • El Martillero Corredor Público NO puede realizar actividades inmobiliarias, menos aún cobrar por ello.
  • Las habilitaciones profesionales son facultad del Gobierno Provincial quien delega a través de una Ley a los Colegios Profesionales para que regulen y administren las Matrículas Habilitantes.
  • El CPI es el responsable de fiscalizar y controlar a Corredores Públicos Ley 7191 que ejercen como Inmobiliarios.
  • Se rechazó de fondo el argumento “UNA CARRERA, UN TÍTULO, UNA PROFESIÓN, UN COLEGIO”
  • Exige al Colegio de Martilleros que cumpla con la Cautelar vigente que obliga a informar en todas sus comunicaciones que en la Provincia de Córdoba el corretaje inmobiliario se encuentra regido por las disposiciones de la Ley 9445.

Estamos convencidos que quienes han estudiado y obtenido un Título Profesional Universitario, tienen el derecho de trabajar y ejercer con tranquilidad la profesión que eligieron.

Durante mucho tiempo la desinformación y el engaño han actuado en defensa de intereses egoístas y personales, sin pensar en la realidad de cada trabajador que diariamente tiene que ejercer y NO TIENE UNA MATRÍCULA debidamente encuadrada que lo proteja, tal como le ha sucedido ya a varios Colegas y otros tantos que tienen graves problemas con la Justicia.

Es importante destacar, que desde el CPI, al igual que la Justicia, velamos por una sociedad más justa y transparente, con valores éticos y morales que forjen personas de bien, íntegras respetando las leyes y las instituciones.

La intención es defender la fuente laboral de quienes tienen un Título Universitario, y NO SE MERECEN trabajar con la INCERTIDUMBRE de que la Justicia les prohíba cobrar por su trabajo, como ya ha sucedido.

No te dejes engañar más, consultá, asesorate con un abogado y defendé tu profesión

 

Las palabras y las comunicaciones son efímeras, los hechos y los fallos del Poder Judicial, en todos sus niveles, son INCONTRASTABLES

DESCARGAR SENTENCIA COMPLETA